Violento robo al empresario Kevin Zanola en Morón

Morón 18 de junio de 2019 Por
Lo cruzaron cuatro delincuentes. Investigadores creen que son los mismos que cruzaron a su esposa. "Tu mujer se nos escapó en la otra vuelta", le habrían dicho los captores. El secuestro fue a media cuadra de la casa de Ramiro Tagliaferro.

El expresidente de la Asociación Comercial e Industrial de Morón (ACIM) Kevin Zanola fue víctima de un secuestro Castelar. El comerciante llegaba a un edificio sobre la calle San Pedro al 731 cuando lo cruzaron delincuentes. Zanola cree que fueron los mismos que el año intentaron secuestrar a su esposa.

“El plomero iba a conectar el gas en un departamento, que era el último que faltaba. Ese departamento tiene alarma, cuando llegué la escuché sonar y ahí me sorprenden tres tipos con armas en manos y a la carrera. Lo primero que pensé es que era la policía, porque le sonó la alarma al plomero y algún vecino llamó”, relató Zanola en declaraciones al portal Primer Plano.

"Tu mujer se nos escapó la otra vuelta, vos también zafaste con la moto, algo me dijeron de mi hijo. Por eso creo que me estaban buscando”, expresó la víctima. Llegaron a su domicilio sobre Pehuajó al 1000, a media cuadra de la casa del intendente Ramiro Tagliaferro, e ingresaron por lo que se conoce como una entrada imperial (ingreso por la derecha y salida por la izquierda).

“Buscaban oro y dólares, con lugares precisos que no sé si lo decían con datos ciertos o simplemente por decir. Les pedí que me dejen entrar a la cocina, porque en la casa estaban mi hijo, durmiendo, y la chica que nos ayuda. Ahí uno de los ladrones se queda con ella, yo fui a la pieza a despertar a mi hijo para decirle que nos estaban robando y otro delincuente se quedó con él, y el tercero se fue conmigo a donde supuestamente estaban las cosas”, relató Zanola.

Los ladrones actuaron con guantes, gorras y el rostro no se les veía arriba de la nariz, solamente la franja de los ojos. Los ladrones le llevaron dinero y objetos personales. Pero Zanola asegura que lo "trataron bien" y que los delincuentes eran profesionales, porque en ningún momento perdieron el control de la situación.

Te puede interesar